baño de gato

A los gatos por lo general no les gusta mojarse y son muy limpios, se cepillan a diario y mantienen su pelaje en buen estado. Pero a veces te tienes que bañar por el aceite, porque tienes alergias, porque te manchaste con algo, o simplemente por el polvo y la suciedad.

La mejor manera de acostumbrar a tu gato al agua es regarlo desde una edad temprana . Las nuevas experiencias pueden deleitar a tu gatito durante meses, por lo que darle un baño juguetón por primera vez es garantía de éxito. Puede poner juguetes en la bañera o hablar y abrazar a su bebé mientras limpia.

Cómo preparar un baño para gatos

Antes de empezar , prepara los accesorios necesarios : champú suave y adecuado para su edad, acondicionador si tu gato tiene el pelo largo, juguetes que se puedan mojar, toallas, secador de pelo si hace frío, para que puedas retirar el champú de su cuerpo sin molestar a tu gatito. .

No olvides preparar un delicioso refrigerio como recompensa más tarde. Es conveniente aplicar una pomada para proteger los ojos antes del baño. Por último, no olvides que el ambiente debe ser cálido.

El secreto de un baño satisfactorio

En mi experiencia, es mejor no sumergir a tu gatito en agua, sino remojar sus patas y bañarlas en un fregadero seguro. Sujétalo debajo del cuerpo con una mano y humedécelo con una manguera para que no tengas que colarlo debajo del grifo. Un truco útil cuando tu gatito está nervioso es agarrar el pelaje de la parte posterior de su cuello y darle un abrazo suave como si lo estuviera abrazando . Esto generalmente te calma inmediatamente. Esta técnica también puede funcionar para algunos adultos, pero pruébela con cuidado para evitar rascarse.

DE TU INTERES  ¿Por qué mi gato me frota?

Para evitar que entre agua en los oídos., aplica el champú humedeciendo todo tu cuerpo y frotándote las manos. Lávese especialmente alrededor de las piernas y el ano generalmente sucio. Hágalo lentamente, siempre sujételo a su pierna y no lo coloque en una posición antinatural que pueda avergonzarlo o intimidarlo. Tómalo a granel. Si está muy limpio, enjuague con agua tibia y pase las manos en la dirección de su cabello para eliminar todos los restos de champú.

Cuando termines , envuélvelo en una toalla y sécalo, ¡pero no lo restriegues con fuerza! Recuerda que todo debe ser placentero para que el próximo baño no se convierta en una pelea de tiros. Para que el secador de pelo sea lo más traumático posible, coloca al gatito en tu regazo con una toalla y sopla aire caliente a unos 30 cm de distancia para que no te asuste. Levanta tu cabello para que esté completamente seco sobre tu piel. Puedes hacerlo con los dedos o con un peine. Si tu gato tiene el pelo largo, necesitarás usar un peine o un cepillo para que se vea bien y también necesitarás acostumbrarte al cepillado.

Todos estos pasos también se aplican a los gatos adultos. Si no está familiarizado con el baño, cómo sostenerlo puede ser un poco más complicado. Si está muy inquieto, debes sostener su cuello con firmeza y presionar ligeramente hacia abajo (¡es difícil de explicar sin sonar duro!). Tranquilízalo con caricias y hablándole. Termina el baño lo antes posible para no prolongar sus molestias. Es muy importante mantener a tu gato bajo control sin lastimarlo, así que mantén la calma.

DE TU INTERES  hermanos gato y conejo

Si el baño es demasiado estresante, puedes usar champú espumoso , loción limpiadora, polvo limpiador, perfume o toallitas higiénicas para mantener a tu gato limpio y perfumado sin meterse en el agua.

Dra Isabel Iglesias

Deja un comentario