¿Cómo lavar correctamente a tu perro?

¿Cómo lavar correctamente a tu perro?

Bañar a tu perro : acicalar a un perro es parte del cuidado regular que debes darle a tu pequeño amigo de cuatro patas. Por supuesto, hay profesionales de la peluquería a los que puede confiar el animal de vez en cuando, para un baño seguido de un corte (si es necesario). Pero, siguiendo algunas reglas de higiene y equipándote en consecuencia, también puedes cuidar a tu perrito en casa. ¡Nuestros consejos para lavar a tu perro correctamente!

Lavar a tu perro: ¿con qué frecuencia?

Aunque vivas en el campo y tu perro se ensucie la mayoría de las veces, entre caminos embarrados, lluvia y contacto frecuente con otros animales, no le des más de un baño al mes, siendo lo ideal dejar un intervalo de 6 a 8 semanas entre dos lavados . De hecho, el pelaje de un perro está naturalmente lleno de vitaminas que el animal absorbe al lamerse y que son esenciales para su bienestar fisiológico. Al cepillarlo con demasiada frecuencia, estaría eliminando una valiosa fuente de nutrientes a diario.

¿Cómo reaccionar, sin embargo, frente a un perro que se ensucia con más frecuencia que a su vez, o que huele demasiado mal para su gusto?

  • Si el animal vuelve a casa sucio de su paseo cuando acabas de bañarlo, no te apresures a su cubeta designada para repetir la operación… basta con cepillar con cuidado el pelaje de tu perro, volverá a estar flexible y brillante como el primer día y el ¡Los residuos de barro o plantas se eliminarán instantáneamente!
  • Si te parece realmente imprescindible un aseo delante de un perro sucio como una peine, y que el problema se presenta con frecuencia, basta con enjuagar a tu perro con un poco de agua y frotarlo con fuerza, sin utilizar champú. También puedes usar una loción sin enjuague, como un profesional. ¡Así te prepararás para lo más urgente, hasta el próximo baño!
  • El animal es presa constante de parásitos, ¿y ya no sabes cómo garantizar su higiene sin estresarlo con baños demasiado frecuentes? Prepara una infusión echando un puñado de romero en un litro de agua hirviendo. Enfríe, luego use la mezcla para lavar a su perro. ¡No solo estará limpio como una patena, sino que el olor a romero ahuyentará a los invitados no deseados!
DE TU INTERES  Gracioso video de un bulldog motero

Como se mencionó, los perros al aire libre deben lavarse con más frecuencia que los perros de interior. No obstante, es recomendable adaptar la frecuencia de los baños al carácter de tu animal y sus necesidades. Es recomendable iniciar esta acción de limpieza lo antes posible para acostumbrar a tu mascota al agua. Los veterinarios recomiendan con mayor frecuencia comenzar a bañar a su perro a la edad de 2 meses.

baño para perros

Artículos de tocador esenciales

Antes de darle el primer baño a tu perro, hazte con el equipo imprescindible:

  • La bañera : elige un lavabo de plástico que reservarás exclusivamente para el aseo de tu perro. ¡Debe ser espacioso para que el animal no esté apretado, pero no lo suficientemente grande como para que se sienta perdido o a punto de ahogarse! Un perro grande se puede bañar en la bañera familiar, siempre que se realice una correcta desinfección…
  • El champú : debe estar específicamente adaptado al tipo de pelo de tu perro (largo, corto) y a sus necesidades (presencia de parásitos, piel sensible, etc.) Lo mejor es consultar con tu veterinario, o con los vendedores. de la tienda de mascotas donde te vas a abastecer. ¡Nunca use un producto de lavado que le pertenezca, podría irritar a su perro, causar pérdida de cabello u otros inconvenientes mayores!
  • El secador de pelo : así mismo, hazte con un secador de pelo especial para animales, que no correrá el riesgo de provocar quemaduras. En su defecto y siempre que bañes a tu perro en una habitación bien calentada, puedes arreglártelas con una toalla grande, en la que frotarás al animal durante mucho tiempo.
  • El cepillo : debe adaptarse al tipo de pelo de tu perro.
DE TU INTERES  el golden retriever

Es importante utilizar productos aptos para perros para garantizar su buena higiene. De hecho, la piel de los perros es más alcalina que la piel humana. Además, el pelaje del perro es un factor decisivo en cuanto a qué producto y qué peine utilizar.

artículos de aseo para perros

Bañar a tu perro en 5 pasos clave

Para lavar a tu perro correctamente, solo sigue estos 5 pasos en orden y ¡todo estará bien!

  1. Llene la tina o palangana con agua tibia. Tu perro debe tener agua hasta la parte superior de las patas, ni más ni menos.
  2. Antes de sumergir a tu perro en el agua, cepíllalo . Es fundamental desenredar correctamente el cabello antes del champú y, sobre todo, eliminar el pelo muerto y otros residuos. Si te saltas este paso, no solo el inodoro será menos eficiente, sino que la bañera se llenará de suciedad incluso antes de que hayas comenzado a bañar al animal. Sin mencionar que el sifón podría no apreciar la aventura…
  3. Lave y enjuague al perro con abundante agua. Cuidado con los perritos que resoplan en cuanto el chorro de agua ha terminado su misión…
  4. En cuanto termine de ir al baño, envuélvelo en una toalla grande para evitar que se enfríe. El secado con secador de pelo es fundamental para perros con pelo largo o especialmente grueso; utilícelo con precaución. Si es posible, como alternativa, invita a tu perro a terminar de secarse tumbándose frente a una fuente de calor como una chimenea, un radiador o en una terraza soleada.
  5. Finalmente, termine de cepillar a su perro cepillándolo para que su pelaje brille (¡y después de enjuagar el cepillo que usó al comienzo del procedimiento para eliminar la suciedad atrapada en el pelaje!)

Consejos para lavar correctamente a tu perro

Toma nota también de estos pequeños consejos adicionales para lavar correctamente a tu perro, ¡y te convertirás en un auténtico experto en la materia, además de en el dueño de un perrito siempre impecable!

  • A diferencia de los gatos (que no siempre lo son…), los perros (ya sean border collies, pastores alemanes o incluso punteros franceses, y muchos otros) ¡no son alérgicos al agua! Sin embargo, es preferible acostumbrar al joven cachorro al ritual del baño desde muy temprano. Cuanto antes empieces, con más docilidad -incluso placer- se someterá al acicalamiento, siempre que utilices productos adecuados y no irritantes . En cuanto el perro haya adquirido su pelaje definitivo, en torno a los dos o tres meses (según la raza), puedes darle su primer baño.
  • ¿Tiene su perro un magnífico pelo blanco que, sin embargo, tiende a perder su brillo entre dos baños? Espolvoréalas con fécula de patata antes de cepillarlas, ¡quedarán blancas como la nieve! También puedes usar unas gotas de aceite de almendras dulces para que el pelaje de tu perro quede aún más brillante.
  • Los ojos y oídos de un perro suelen ser delicados. Para lavarlos, prefiera el uso de un suero fisiológico en lugar del agua del baño. Mientras se baña, evite cuidadosamente estas áreas sensibles; si es necesario, proteja las aberturas de los oídos con compresas estériles.
DE TU INTERES  Mi perro está defecando sangre: ¿qué debo hacer?

Por último, no esperes al baño mensual de tu perro para cuidarlo y cultivar su relación cepillándole el pelo regularmente. Al animal le encantarán estos momentos de intimidad que lo harán a la vez más limpio y más feliz y seguro que acabará llevándote su propio cepillo para que lo utilices más a menudo.

perro que no quiere bañarse

Deja un comentario